EL AGUA: NUESTRO COMPROMISO Y ESPERANZA - En 2022, Juntos Cuidamos El Agua



2022.01.10 - ASA ANDALUCIA
  • En 2022, este bien esencial ha de seguir siendo símbolo de vida, bienestar y resiliencia
  • Seamos todos conscientes del valor del agua en nuestras vidas y encaremos el nuevo año con optimismo y compromiso, haciendo un uso responsable y sostenible de ella

En 2021 ha vuelto a quedar de manifiesto la importancia vital del agua como elemento de garantía sanitaria y bienestar social, en plena pandemia de Covid-19 y ante la grave crisis mundial acarreada desde principios del año 2020.

Ahora que acaba este año y comienza otro, el agua ha de seguir siendo un elemento de vida y de esperanza, símbolo de progreso y resiliencia, vector de recuperación y motor de sostenibilidad humana, social, ambiental y económica.

Afrontemos todos con ilusión, compromiso y esperanza la llegada de 2022, un nuevo año en el que empresas, instituciones y ciudadanos debemos contribuir positivamente al cuidado y buen uso de este servicio esencial.

Hemos de construir entre todos una sociedad mejor, más sostenible y resiliente, con mejores pronósticos y perspectivas de desarrollo económico, social y medioambiental, y el agua juega un papel fundamental en esa recuperación.

Desde ASA Andalucía y todo el sector andaluz del agua, seguiremos trabajando en 2022 por la mejora continua de los servicios esenciales de abastecimiento y saneamiento.

Eficiencia. Digitalización. Innovación. Inversión en Infraestructuras. Transformación. Adaptación. Previsión. Planificación. Economía Circular. Concienciación. Colaboración Ciudadana. Son nuestras máximas y una constante en nuestro trabajo diario, siendo cada vez más conscientes de la importancia de la sostenibilidad de nuestro entorno, especialmente para garantizar los servicios públicos del agua.

Tengamos confianza en un mundo con agua suficiente, con una mayor disponibilidad de recursos hídricos y una gestión eficiente de su uso. Y trabajemos juntos ante este gran reto común.

Las infraestructuras del ciclo integral del agua son vitales y hay que hacerlas sostenibles. La sostenibilidad del agua es necesaria y viable si trabajamos de forma conjunta para garantizar el abastecimiento, asegurar la calidad del suministro y lograr que cada vez sea mayor el volumen de agua depurada y reutilizada en nuestra región.

Tengamos la esperanza de que llueva más para mejorar la disponibilidad de este bien fundamental y finito, pero mantengamos también el firme y permanente compromiso de gestionar el agua, nuestra agua, del mejor modo posible, en el presente para seguir disponiendo de ella a futuro, en condiciones de calidad y cantidad, haciéndola sostenible.

Centremos en ello todo nuestro empeño, por parte de todos, porque todos los esfuerzos son pocos ante este gran desafío y cometido que tenemos delante. Las sinergias y soluciones conjuntas son cada vez más necesarias y todo lo que hagamos, de forma individual y coordinada, suma.

El agua es un bien esencial en nuestras vidas y tenemos la obligación de cuidarla, hoy, mañana y siempre, desde nuestro máximo sentido de la concienciación y la corresponsabilidad.

Seamos conscientes del valor del agua en nuestras vidas y encaremos 2022 con optimismo y compromiso, para hacer el mejor uso posible de ella.

Por un 2022 con nuevos retos, proyectos y oportunidades para el agua.

Por un futuro más sostenible en el que el agua que nos mueve, siga guiándonos e impulsándonos para cumplir esos objetivos.

Newsletter